Proguías ha evolucionado a Viando
Descubre más aquí
Proguías es ahora Viando
Últimas plazas
Camino de Santiago desde Sarria en grupo con guía
00
Días
00
Horas

Los últimos 100 km del Camino de Santiago a pie 

Los últimos 100 km del Camino de Santiago a pie 

Realizar los últimos 100 km del Camino de Santiago te permite obtener la Compostela y, además, son una opción perfecta si no dispones de muchos días.
Últimos 100 km del Camino de Santiago

Si estás asomándote al Camino de Santiago por primera vez ya habrás leído o incluso oído hablar de los famosos «últimos 100 km del Camino de Santiago». Si no dispones de muchos días para dedicar al Camino, son una opción fantástica. Y lo mismo si lo que estás buscando es una primera toma de contacto con la peregrinación jacobea. Así que a continuación abundaremos un poco más sobre este concepto de «100 km» y lo que implica.

¿Por qué hacer los últimos 100 km del Camino de Santiago?

Primero, respondamos a una de las preguntas que más nos han hecho: ¿por qué 100 km? Hay quien dice que se trata de una referencia fabricada por el gobierno gallego para asegurarse de que la mayor parte de las personas hacen el Camino en Galicia. Pero, si se piensa bien, no tiene demasiado sentido. Al fin y al cabo, el Camino acaba en Santiago, así que, de un modo u otro, el peregrino o la peregrina van a acabar llegando a Galicia.

El origen de esta referencia de los 100 últimos kilómetros debemos buscarla, en realidad, en las autoridades religiosas. Fue el cabildo de la S.A.M.I Catedral de Santiago quien estableció que, para conseguir la Compostela (el documento religiosos que certifica tu peregrinación a la tumba del apóstol), has de realizar al menos los 100 últimos kilómetros a pie y llegar caminando a la catedral (si vienes en bicicleta, tendrás que hacer, al menos, los últimos 200 km. Las palabras clave en ambos casos son “al menos”. Puedes hacer más kilómetros, si quieres. Lo importante es que sepas que para obtener la Compostela, solo se tendrán en cuenta esos últimos cien. Además, has de hacerlos por alguno de los caminos (con sus variantes) que la catedral reconoce de manera oficial: francés, primitivo, portugués, del norte, inglés o vía de la plata.

Hace tiempo escribimos ya un completo artículo sobre cuál de las rutas era la más apropiada para cada tipo de peregrino, en función de sus intereses. A continuación te explicamos qué Camino elegir teniendo en cuenta el interés específico de esos últimos 100 km, cuántos días necesitarías para cada ruta y todo lo que debes saber para tomar la mejor decisión.

Un último detalle general: aunque se suele hablar de “los últimos 100 km del Camino de Santiago”, los puntos de inicio de referencia para esas distancias suelen estar un poco más alejados. Es el caso de Sarria, a 114 km de Santiago. Si quisieses realmente hacer los últimos cien en el Camino Francés deberías comenzar en Morgade, una diminuta aldea de 3 habitantes que cuenta con un pequeño alojamiento incapaz de dar cobijo a todas las personas que quieren hacer este último tramo. De ahí que casi siempre tengamos que adaptarnos al terreno, y los últimos cien acaben siendo los últimos 110 ó 120 km.

El Camino Francés desde Sarria (114 km)

Úlimos 100 km del Camino de Santiago por el Camino Francés
Úlimos 100 km del Camino de Santiago por el Camino Francés

Es la ruta más transitada y normalmente la más habitual de aquellos peregrinos que comienzan, por primera vez, su aventura en el Camino de Santiago. Esto no es casualidad, porque, de hecho, también es la que recibe más promoción. Sin embargo, tiene ventajas que están ahí con independencia de la publicidad que se le haga.

Por ejemplo, se trata de una ruta sencilla de recorrer, casi sin dificultades físicas. Los últimos 100 km no presentan grandes desniveles (aunque Galicia no es precisamente llana). Puede realizarse en 5 etapas, es decir: 7 días teniendo en cuenta que el día de llegada a Sarria no se camina y que después tenemos otro día en Santiago para conocerlo a fondo. Es la opción perfecta para los que desean invertir una semana en el Camino y disfrutar de esta experiencia.

Este tramo entre Sarria y Santiago tiene un buen número de poblaciones intermedias, por lo que tendrás muchas opciones para pararte a descansar. Es más, también es perfecto para aquellas personas que prefieren hacer etapas más cortas de lo habitual, ya que muchas de esos pueblos intermedios ofrecen servicios y alojamientos. Solo tienes que tener presente que, si quieres hacer etapas entre 10 y 15 km diarios en lugar de los tradicionales 20-30 km, obviamente necesitarás invertir el doble de tiempo.

La etapa más larga de este tramo, entre Palas de Rei y Arzúa, llega casi a los 30 km. Así que también hay muchas personas que, haciendo las etapas tradicionales, dividen ésta en dos, pernoctando en Melide. Uno de las grandes ventajas del Camino de Santiago es que resulta muy elástico y casi siempre se puede adaptar a nuestras necesidades o capacidades.

Si optas por hacer los últimos 100 km del Camino de Santiago francés, te recomendamos los meses de primavera y otoño, evitando, a ser posible, los meses de verano. ¿Por qué? Porque, al ser precisamente el trazado más conocido, durante los meses de verano mucha gente aprovecha sus vacaciones para lanzarse al Camino. Esto hace que esta ruta se masifique y sea complicado encontrar alojamientos si no se han reservado con bastante antelación. Si buscas una experiencia más solitaria, el Camino tiene otras rutas más adecuadas. Pero, si no te importa ese plus de afluencia de gente, este Camino es perfecto para ti.

Por último, debes pensar en cómo llegar a Sarria. En este artículo mantenemos información actualizada sobre las diferentes maneras que hay de hacerlo.

El Camino Portugués desde Tui (114 km) o desde Baiona (124 km)

Úlimos 100 km del Camino de Santiago por el Camino Portugués
Úlimos 100 km del Camino de Santiago por el Camino Portugués

Aunque el segundo Camino más realizado es el Camino Portugués por el interior, su variante costera tiene cada día más adeptos. Y no es por casualidad. Si quieres realizar los últimos 100 km del Camino de Santiago portugués, debes comenzar en Tui (variante interior) o en Baiona (variante costera). Pero debes tener en cuenta lo siguiente: si comienzas en Baiona sólo tendrás dos etapas verdaderamente costeras (Baiona – Vigo y Vigo – Cesantes), ya que ambos trazados confluyen poco antes de llegar a la ciudad de Pontevedra y desde allí van siempre por el interior. Por eso, si tu intención es caminar a lo largo de la costa Atlántica durante varios días, lo mejor es que no te limites a los últimos 100 km y comiences, por ejemplo, en la ciudad portuguesa de Oporto o, en su defecto, en el pueblo fronterizo gallego de A Guarda.

Al igual que el los últimos 100 km del Camino de Santiago francés, los del Camino Portugués están perfectamente acondicionados para peregrinos, tanto si sales desde Tui como desde Baiona. Es un camino sencillo, sin grandes exigencias físicas, con muchos núcleos poblaciones pequeños a lo largo de todo el Camino que te permitirán descansar cuando lo desees. Y es el Camino Portugués discurre por la zona más poblada de Galicia: las Rías Baixas.

En el caso del trazado interior, se puede realizar también en 5 etapas, aunque la más larga de ellas (32 km entre Tui y Redondela) suele dividirse en O Porriño. Así, resultan 6 jornadas de camino, mas la jornada de llegada a Tui y la jornada libre tras pernoctar en Santiago.

Al mismo tiempo, las distribución de poblaciones a lo largo del trazado nos permite, al igual que en el Camino Francés, definir etapas cortas si lo necesitamos. De este modo, podemos aprovechar mejor el día para hacer visitas próximas o para disfrutar de las diferentes localidades de un trazado que tiene más patrimonio monumental que el francés. No en vano, va a pasar por ciudades como Pontevedra (donde conviene detenerse a explorar su zona histórica), y localidades de raíces medievales como Tui o Baiona. 

Por último, del mismo modo que con el francés, te recomendamos hacer el Camino Portugués en primavera o en otoño, evitando así la mayor afluencia. Aunque si haces la variante costera en verano podrás disfrutar de las playas al terminar tu etapa.

El Camino Inglés desde Ferrol (113 km)

Los últimos 100 km del Camino de Santiago inglés, desde Ferrol.
Los últimos 100 km del Camino de Santiago inglés, desde Ferrol.

El llamado Camino Inglés nació como ruta de peregrinación por los viajes de devotos ingleses, escoceses, irlandeses, escandinavos, flamencos y de otros países que llegaban en barco a los puertos gallegos de A Coruña y Ferrol. Desde allí, continuaban a pie hacia el sur para llegar a Santiago. La recuperación de este camino ha definido, en la actualidad, dos posibles puntos de partida: Ferrol o A Coruña. Sin embargo, solo uno — Ferrol — cumple el requisito de “los 100 últimos kilómetros del Camino de Santiago”.

Se trata, en cualquier caso, de un itinerario agradable y bien señalizado, que está ganando cada año más caminantes pero que aún no ofrece gran disponibilidad de alojamientos, por lo que te recomendamos siempre hacer las reservas con antelación. 

Las suaves y agradables temperaturas en esta zona de Galicia lo convierte en un Camino idóneo para recorrer en cualquier momento del año. Y, además, tiene una buena combinación de naturaleza y patrimonio histórico. Ferrol muestra un buen número de puntos de interés, y, según avances, podrás recorrer villas medievales como Pontedeume y Betanzos.

Con una división estándar de etapas, no necesitarás más de 5 días de caminata, a los que habría que sumar el de llegada a Ferrol y el día tras la última noche en Santiago. En total, una semana de duración que convierten este camino en una experiencia fácil de encuadrar en las vacaciones o períodos festivos. Además, como congrega menos peregrinos que la ruta francesa o la portuguesa, es también perfecto para hacer incluso en los meses centrales del verano.

El Camino Sanabrés desde Ourense (106 km)

Los últimos 100 km del Camino de Santiago sanabrés, desde Ourense.
Los últimos 100 km del Camino de Santiago sanabrés, desde Ourense.

Otra opción para hacer “los últimos 100 km del Camino de Santiago” llegando a la ciudad del apóstol es el llamado Camino Sanabrés o Camino del Sureste, que en realidad es una variante de la más conocida Vía de la Plata. Esta Vía de la Plata discurre de sur a norte entroncando en Astorga con el Camino Francés, por lo que, en rigor, no llega a Santiago. Sin embargo, a la altura de Granja de Moreruela, nace de ella una variante que se dirige directamente a Galicia sin confluir con la ruta francesa. Lo hace entrando por la comarca de Sanabria (de ahí su nombre) y atravesando la provincia de Ourense y una parte de la provincia de Pontevedra.

El Camino Sanabrés resulta una delicia para aquellas personas que buscan una experiencia más introspectiva de su peregrinación, ya que es, con diferencia, el que menos personas recorren. Para hacer sus últimos 100 km, puedes comenzar en Ourense, recorriendo la distancia en 5 etapas (más los 2 días adicionales, de nuevo). Ourense es una de las capitales provinciales de Galicia y tiene un patrimonio histórico y artístico notable. En su catedral podrás ver, entre otras maravillas, el Pórtico del Paraíso, hermano del de la Gloria de Santiago de Compostela. El resto de las etapas son esencialmente rurales, pasando por algunos núcleos de tamaño medio como Lalín. Además, si eres de esas personas que disfruta de la gastronomía, en este tramo del Camino Sanabrés son famosos el pan de Cea y el cocido gallego de Lalín.

Nuestra recomendación es evitar las semanas centrales del verano, porque aunque las temperaturas en Galicia suelen ser suaves, lo cierto es que la provincia de Ourense suele tener las más extremas. Si el calor no es un problema para ti, vía libre todo el año!

Por último, nos vamos a referir a otras dos rutas del Camino de Santiago cuyos últimos kilómetros discurren en gran parte, por el Camino Francés, pero que proceden de otros lugares. Comencemos por el Camino Primitivo.

Guía del Camino de Santiago para iniciantes
Más de 80 páginas de información pensada para caminantes y peregrinos iniciantes en el Camino de Santiago

El Camino Primitivo desde Lugo (104 km)

Los últimos 100 km del Camino de Santiago primitivo, desde Lugo.
Los últimos 100 km del Camino de Santiago primitivo, desde Lugo.

El Camino Primitivo comienza en Oviedo y discurre en dirección este-oeste uniendo la antigua capital del reino astur-galaico con Santiago de Compostela. Su origen se remonta a la peregrinación del rey Alfonso II, que visita el sepulcro apostólico cuando es informando de su descubrimiento por el obispo de Iria Flavia, Teodomiro. Se dice de Alfonso II que esto lo llevó a convertirse en el primer peregrino, lo que probablemente es falso (porque su peregrinación se produce en 834, y el sepulcro se había descubierto al menos cuatro años antes). Lo que sí es cierto es que fue el primero del que se tiene constancia documental y podemos identificar. Los últimos 100 km del Camino de Santiago primitivo.

Las personas que hacen el Camino Primitivo no acostumbran a limitarse a los últimos 100 kilómetros, porque la tentación de recorrer los paisajes de occidente asturiano y superar los Ancares — la barrera montañosa que une Asturias y Galicia — es demasiado grande. Sin embargo, si tienes un tiempo limitado, el lugar para comenzar y cumplir el requisito de distancia es, sin duda, Lugo, a 104 km. de Santiago.

Lugo es una de las ciudades más antiguas de Galicia, y destaca por su patrimonio romano — comenzando por su espectacular muralla de 2 km. El inicio del Camino aquí se hace, de hecho, en la puerta de Santiago de dicha muralla. Sin embargo, como decimos, este Camino confluye con la ruta francesa en Melide, de modo que, al limitarnos a los últimos 100 kilómetros, tres de las cinco etapas necesarias para andar esa distancia discurrirán, en realidad, por el Camino Francés. Esto significa un incremento considerable del número de personas que encontrarás caminando a tu lado, y también que necesitarás prepararlo con antelación para asegurarte el alojamiento.

Camino del Norte desde Baamonde (108 km)

Los últimos 100 km del Camino de Santiago del Norte, desde Baamonde.
Los últimos 100 km del Camino de Santiago del Norte, desde Baamonde.

El segundo camino que confluye con el francés es el Camino del Norte. Se trata de una ruta cuyo mayor atractivo es caminar por la espectacular costa cantábrica española. Sin embargo, si nos limitamos únicamente a sus últimos 100 km, lo cierto es que la costa se nos va a quedar muy atrás. Esto no significa que el tramo resulte poco atractivo. El monasterio de Sobrado dos Monxes es uno de los imprescindibles de este Camino, comiences donde comiences. Y el paisaje del interior de Galicia es tan hermoso en este trazado como en cualquier otro.

Por otra parte, como ocurre con el Camino Primitivo, las dos últimas etapas de este Camino van a discurrir, en realidad, por el Camino Francés, ya que el Primitivo aboca a éste en Arzúa. Por lo tanto, si solo dispones de una semana, la referencia para cumplir al menos el requisito de “los últimos 100 km del Camino de Santiago” en este trazado es comenzar en el pequeño núcleo de Baamonde, que está a 108 km de Santiago (siempre que, al salir de esa localidad, optemos por el camino que va por Miraz, y no por la variante de As Cruces).

Esta variante reduce 8 km el Camino y, si estás en forma, te permite llegar a Sobrado dos Monxes en una sola jornada. Pero es físicamente exigente y no tiene localidades intermedias, por lo que se hace aún más dura.

Recibe cada 2 semanas tu dosis de inspiración y consejos para aventuras de larga distancia
Comparte